Cine en casa (I)

¿Quién no desea tener un sistema de cine en casa para ver sus películas? Con su proyector, su conjunto de altavoces….

Tener un sistema de este tipo no es como una televisión; hay muchos más componentes y un problema: los cables. El proyector se coloca detrás de nuestras cabezas pero el resto de componentes se coloca delante; y el sistema de altavoces se reparte por toda la sala (delante, detrás e incluso a los lados). Aunque si tenemos un presupuesto más alto podemos hacer toda la instalación sin cables.

Insisto en un detalle importante: Vamos a hablar de un sistema de cine en casa, no de un proyector para uso profesional o un equipo de música para melómanos, no, vamos a hablar de un equipo para gente que disfruta del cine en su casa.

En esta primera entrada me voy a centrar en el proyector, pero tenemos que hablar del receptor A/V, de la pantalla de proyección, sintonizador de televisión, cables, ….

Proyector

¿Puede un proyector sustituir a un televisor?

Esta es la primera pregunta que debemos hacernos. La respuesta es no; son complementarios pero no sustitutivos. Los motivos son varios:

  • Duración: la lámpara de los proyectores hay que cambiarla cada cierto tiempo, y su coste es muy elevado.
  • Comodidad: Para usar un proyector como televisión necesitamos un sintonizador externo, el proyector y el receptor encendidos. ¡3 aparatos para ver Bob Esponja! Y eso si no tenemos pantalla de proyección.
  • Condiciones de luz: Un proyector nos obliga a una sala más oscura que una televisión. Aun así, el televisor tendrá más contraste y definición.
  • El encendido de un proyector es mucho más lento.
  • La funcionalidad de un proyector es mucho más limitada: casi ninguno dispone de Smart TV.

Pero no todo son desventajas:

  • El tamaño de la imagen es mucho mayor con un proyector.
  • Se gana espacio en la sala donde se instale.
  • Permite disfrutar del auténtico cine en casa.

¿Cuál será el tamaño de mi imagen?

Mide la altura de la habitación donde lo quieras instalar y quítale entre 1 metro y 1,5 metros. Como va a ser un sistema de cine en casa, la proporción será siempre de 16:9, por lo que multiplicaremos la altura por 1,78 para saber la anchura. Si tenemos una altura de 2 metros, el ancho máximo será de 3,56 metros.

Claves para comprar un proyector

Resolución: es el nivel de detalle con el que se ven las imágenes. A mayor resolución mejor se verá. Siempre hay que comprobar cuál es el formato nativo, la resolución real que permite el proyector:

  • Formato 4:3 (antiguo formato de televisión): No recomendado
    • SVGA, de 800 x 600 píxeles (600 líneas en la pantalla con 800 píxeles por íinea).
    • XGA, de 1024 x 768 píxeles.
    • Super XGA, de 1280 x1024 píxeles.
    • UXGA, de 1600 x 1200 píxeles.
  • Formato 16:9:
    • 720p: 1280 x 720 píxeles.
    • 1080p: 1920 x 1080 píxeles.
    • 4k: 3840 x 2160 píxeles.

Para un sistema de cine en casa hay que elegir siempre un modelo con formato 16:9 de forma nativa. La resolución es muy conveniente que sea FullHD, especialmente si queremos ver películas en Blu-Ray o en alta definición (MKV). No podemos olvidar que vamos a proyectar una imagen mucho mayor, normalmente a una distancia similar a la de una televisión por lo que la definición siempre será peor.

Contraste: es la comparación entre los negros y los blancos de un proyector. Cuanto más alta sea la relación, mejor será la imagen que el proyector es capaz de producir. Para videos y home-theater es necesario un ratio de 1500:1 o más.

Ruido: Todos los proyectores tienen ventiladores para enfriarlos. Consulta el nivel de decibelios en las especificaciones, pero los valores son siempre a 1 metro de distancia. Como referencia, una conversación normal suele alcanzar unos 60 decibelios.

Luminosidad: es la cantidad de luz proyectada, es decir, la intensidad del brillo de la lámpara. Cuanto mayor es la luminosidad de un proyector, mejor se verá la imagen en condiciones que no sean de oscuridad total. Se mide en lúmenes, pero cada fabricante lo calcula de una manera. La cantidad de lúmenes necesarios para proyectar correctamente depende de la luz ambiental y de la distancia entre el proyector y la pantalla.

Corrección trapezoidal: es la alteración de la imagen por medio de la lente o digitalmente para corregir el aspecto de la misma. Es necesario cuando el proyector no está justo en el centro de la imagen enfocada. Esta corrección puede ser vertical y horizontal. Lo habitual es tener el ajuste vertical y función de techo, que permite dar la vuelta verticalmente a la imagen. Sólo necesitamos la corrección horizontal cuando nuestro proyector está en un lado, pero si podemos, debemos evitarlo porque varía también la luminosidad.

Corto alcance: son proyectores que nos permiten un mayor tamaño de imagen en una distancia corta. Son útiles para habitaciones pequeñas.

Suavizado de imágenes: añade fotogramas adicionales a la proyección para suavizar el movimiento en la pantalla. Se nota cuando se mueven objetos a través de la pantalla o cuando se mueve la cámara.

Entradas disponibles: No necesitamos más que una entrada HDMI si queremos cine en casa (en la próxima entrada explicaré esto). Algunos proyectores tienen un sistema de reproducción de video y están dotados de una conexión de red, en cuyo caso necesitamos una salida de audio digital para poder reproducir el sonido por el receptor A/V.

Tecnología: hay varias pero por disponibilidad son 2, la proyección LCD y la DLP. Los proyectores LCD tienden a ser mayores, pero son más propensos a sufrir un desplazamiento de las lentes que las versiones DLP. Los modelos DLP por lo general tienen un mejor contraste y colores más fuertes, pero sufren el ‘efecto arco iris “, donde los colores que componen la imagen (normalmente rojo, verde y azul) se hacen visibles en los contornos. Este pequeño defecto puede convertirse en una gran distracción para los espectadores más sensibles, y es especialmente notorio en alto contraste o en escenas en blanco y negro.

Estas son las principales características de cada una de las tecnologías:

LCD:

Ventaja:

  • Brillo y mejor precio en comparación con otros dispositivos.

Desventaja:

  • No se obtienen resultados tan buenos para imágenes en movimiento porque el tiempo de respuesta de cambio es bajo.
  • El tamaño y peso del motor óptico es mayor debido al sistema de 3 paneles.
  • Las líneas de píxeles aparecen en una pantalla grande.

LCOS:

Ventaja:

  • El tiempo de respuesta de los paneles LCOS es bastante bueno para imágenes en movimiento.
  • Brillo y precio razonable.

Desventaja:

  • El sistema de 3 paneles es menos brillante que LCD. Aparte, el sistema de 1 panel es menos brillante que DLP.

DLP:

Ventaja:

  • El peso / tamaño global es inferior al tratarse de un sistema de 1 panel.
  • La relación de contraste es mayor.

Desventaja:

  • El brillo es menor debido al sistema de 1 panel
  • Más brillo en detrimento del color

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies